Beneficios de tener una vida sexual activa

El mercado está saturado con productos milagrosos y alimentos de moda que prometen ser la solución a todos tus males. Sin embargo, pocos se atreven a promocionar el auténtico remedio a los problemas de salud más comunes y también a algunas de las afecciones emocionales más extendidas, como el estrés o el insomnio. Nos referimos al sexo, un invento de los dioses no solo para asegurarnos la perpetuación de la especie, sino también para nuestro esparcimiento personal y como sustitutivo a los fármacos de última generación. Es más accesible, más barato (quien no tiene pareja siempre puede irse de putas en Barcelona) y, por supuesto, más divertido. ¡Ya no hay excusa!

Beneficios para la salud del sexo

Cuida tu corazón

No nos referimos al terreno emocional, que también, sino a la faceta más fisiológica del término. Mantener relaciones sexuales con asiduidad disminuye la presión arterial y activa la circulación sanguínea. Ya desde la excitación misma, el organismo activa la liberación de testosterona y dehidroepiandrosterona, dos hormonas que protegen el músculo cardíaco.

Refuerza el sistema inmunitario

Además de las hormonas citadas anteriormente, la actividad sexual también aumenta los niveles de inmunoglobulina A en la sangre, lo que fortalece el sistema inmunitario y te protege ante posibles amenazas víricas del exterior.

Fuera dolores como la migraña

Otras dos hormonas que el organismo libera durante el coito son las endorfinas y las oxitocinas, que actúan como inhibidores de la percepción del dolor. Es decir, son como analgésicos naturales para los dolores musculares, traumatológicos y las migrañas. Con esto desmontamos la recurrente excusa para no tener sexo del “me duele la cabeza”.

Ventajas psicológicas y emocionales del sexo

Di adiós al estrés

La lista de hormonas que el organismo libera durante los encuentros sexuales es larga, pero también existen otras sustancias naturales de nuestro cuerpo que dejan de segregarse cuando la pasión entra por la puerta. El cortisol es la conocida hormona del estrés y sus niveles son más bajos en personas que practican sexo con cierta frecuencia. Los efectos antiestrés se mantienen varios días después del acto y es una efectiva herramienta para mantener la ansiedad a raya.

Mejora la calidad del sueño

En este sentido, los hombres están estigmatizados con el hecho de quedarse dormidos después de practicar sexo con sus parejas, pero existen estudios científicos que demuestran que en esta cuestión no hay diferencias entre ellos y ellas. Ambos están bajo los efectos de la oxitocina y la melatonina que se segrega durante el encuentro sexual, unas hormonas que no solo incitan al sueño, sino que además ayudan a que las horas de descanso sean de mayor calidad y más reparadoras.

Favorece a la memoria

En relación con el punto anterior, también se ha demostrado científicamente que el sexo ayuda a retener más fácilmente la información en la memoria. Esto se debe a que la memoria a largo plazo trabaja mientras dormimos, por lo que si descansamos más y mejor, esta función, además de otras capacidades cognitivas, se verán beneficiadas. ¿Estás en épocas de exámenes? Pues ya sabes…

The following two tabs change content below.

Navaleno

Latest posts by Navaleno (see all)